sábado, 21 de febrero de 2009

ME QUEDO CON ESE MOMENTO...

Allí estaba yo, en el manto de arena fina abrasada por el sol, mirando el mar. Ese mar de cálidos tonos verdes y azules, con destellos cristalinos apoderándose de mis ojos. Casi no veía, por el reflejo de nuestro gran amigo dorado, era casi imperceptible su presencia, pero lo noté, sabía que era él. Se acercaba caminando con sus pies descalzos, sobre mi manto... Sus pasos se agilizaban por instantes, y reconocí con total seguridad su silueta, la que había estado observando en la lejanía. Se aproximó hasta mí cara y me dio un beso en la mejilla, cerca de los labios. Noté el calor de su cuerpo y su olor... cuánto lo añoraba... Mi corazón, latía cada vez más rápido, cada vez más fuerte. Con mucho cuidado se quitó las gafas de sol negras y me dejó ver sus ojos... Pasión. Es lo único que sentí. Un nervio por todo el cuerpo, mariposas en el estómago... Cuánto tiempo hacía... con lo bonito que es sentir, sentir amor. Aunque solo sea por un momento, lo que dura un beso. Un beso sincero, sin trampas.



Me quedo con ese momento.



Paseamos por la orilla cogidos de la mano, no importaba la gente, solo nosotros dos. Me cogió de las piernas en sus brazos y me llevó hasta el coche. Allí, apoyada en él, nos volvimos a besar. Esta vez con frenesí, intensidad y energía, durante unos minutos. Nos miramos. Sonreímos. Nos abrazamos.



Me quedo con ese momento.



- Me gustaría que pudiéramos ser amigos - me dijo en la mesa del restaurante.

- ¡Claro! - le respondí - Somos amigos.

- Te quiero, porque eres maravillosa, siempre me has dado una sonrisa, incluso en los peores de mis momentos, y por que aunque tú digas que no eres guapa, para mí si lo eres. Y mucho. Guapa por dentro y por fuera. - explotó pausadamente, mientras me cogió la mano por encima de la mesa.



No puedo expresar mis sentimientos en ese mismo instante, pero sonreí mucho.

Y me vuelvo a quedar con ese momento.



Y con todos aquéllos momentos de complicidad dónde nos besábamos intensamente, como siempre han sido nuestros besos.



Me quedo con todos mis momentos con él.


Sensaciones

7 comentarios:

Noelplebeyo dijo...

Me gustaría que pudiéramos ser amigos ... a mí esa frase me gusta, pero en otro contexto...

Sensa...y a ti ?

Besos

Ana dijo...

Ay...
Que bonito...
Muchos besos.

Sensaciones dijo...

Noel, en qué contexto???
Explicate!!...

Un beso

jose maria dijo...

Hay momentos que valen por toda una vida... preciosa historia,

PAZ Y AMOR para ti, para todos...

Fugaz dijo...

Me gusta tener amigos, siempre que no haya más implicaciones. Con el tiempo y según como, escuchar o tener que decir esa frase... hummm
Creo que sabemos que no gusta demasiado oirla.

Lo mejor, quedarse con todos los momentos con ese alguien. Eso ya no nos lo quita nadie.

Besos!

Gabiprog dijo...

Cómo atrapar ese instante donde percibimos felicidad.
Cómo conseguir que nuestro jadeo no borre ilusión.
Será cuestión de experiencia, o de temeridad...

Besos!

Bohemia dijo...

He sibido hasta el atico de tus palabras y me ha gustado mucho lo que he encontrado por aqui...y las notitas son geniales y tan ciertas...

salu2